Desde las montañas del territorio indígena de Salitre de Buenos Aires de Puntarenas, Costa Rica - Reflexión 22

Sergio Rojas Ortiz

22 de Mayo de 2015

Todo en su momento, en su tiempo y Sibö Dios tarda pero no olvida. Desde el primer contacto formal con la defensa pública, mi solicitud expresa con doble beneficio para el pueblo o los pueblos indígenas y mi persona se vio postergada ya sea por estrategia administrativa judicial, por no colaborar con mi liberación, o simplemente por designios de Sibö para esperar el momento oportuno. Así mi defensa técnica pública salió a vacaciones, se incapacitó y transcurrió el tiempo hasta que la defensa particular asumió el caso y, además de varias visitas de trabajo, se plantearon las acciones necesarias y el resultado: mi libertad.

 

Libertad, que dijo la jueza, no se te ha quitado sino que, como no hay dinero suyo o de su familia y no hay amigos suyos, organizaciones para que den la cara por usted con plata en mano, se te cambia la medida cautelar de caución por juratoria. El elemento supra probatorio del sistema es que los juzgadores, acusadores, es imaginarse las causas, dictar sentencias represivas y muchas veces injustas y que a partir de ahí el o los imputados tienen que acatar, circular en esa directriz cumpliendo, sometiéndose si quiere ser libre pronto, haciendo el derecho de la libertad un instrumento violentado constantemente por los juzgadores del sistema judicial.

 

No podrían, ni podrán jamás entender que la riqueza, los millones que tienen los Bribris es nuestra Madre Tierra, incalculable, invaluable, es nuestra cultura, identidad y los millones de energía positiva, de solidaridad, de cariño, de oración constante, de miles y millones de hermanos y hermanas indígenas y no indígenas, nacionales e internacionales, que fortalecen el espíritu de resistencia, de lucha del pueblo Bribri de Salitre, de mi persona y que cada día crece exigiendo justicia, libertad, paz, respeto.

 

Usted no está preso, a usted se le puso una caución de 30 millones, después de 15 millones y como no los pagaba, ni terceras personas amigos suyos lo han hecho, a usted no lo han secuestrado como dijo usted -¡dijo la jueza! - Me dio risa interior e incluso mi defensa técnica se dio cuenta y discretamente me llamo la atención. Pero es cierto, que bonito vocabulario técnico maneja el sistema para pasarle por encima a lo que es prohibido por la Constitución Política, por el Convenio 169 y otros, y así violentar lo más sagrado de una persona o pueblo: el derecho a ser libre.

 

Lo cierto es que estuve preso por no tener dinero para pagar la fianza impuesta por la jueza, que a la fecha, no tiene acusación formal. Estuve preso porque el Estado no ha readecuado las leyes internas acorde con el Derecho Internacional Indígena. Y acepto, estuve preso porque Sibö Dios nada hace mal, Él sabe porque hace las cosas y la lucha del pueblo Bribri de Salitre abre el camino de la libertad, de la autonomía de los pueblos originarios de este país. Y el espíritu de nuestros abuelos y abuelas ancestros y de Sibö están con nosotros y nos guían.

 

Estoy feliz meditando y reafirmando mi compromiso con el proceso de reivindicación de nuestros derechos junto a mis seres queridos; y mental y espiritualmente con tanta gente, personas que nos han manifestado su aprecio, su cariño y que no conozco.

 

¡Feliz día para todos en este nuevo día!

 

UNIWAK

Escribir comentario

Comentarios: 1
  • #1

    Marianela Vega (domingo, 31 mayo 2015 05:51)

    Pues si, Así es, Nuestro sistema judicial, legisla con plata en mano.
    Dentro de una lógica capitalista, la paz, la vida, la educación y casi que todo tiene un precio.....

CONTÁCTENOS

equipocritica@gmail.com

PUBLIQUE EN EquipoCritica.org

redaccion.equipocritica@gmail.com